sábado, 26 de septiembre de 2009

Recobrar la alegría



La desconozco

de tanto andar en busca de su estela

he parido en dolor

desesperanza.





Sin embargo su rastro

se perfila inquietante y atrevido

al suavizar el rictus de mis labios

y encender un lucero entre mis cejas.





Es ella, la alegría

que alguna vez estuvo en mi regazo

suave peluche

brisa y terciopelo

almíbar de niñez

beso robado

albor en la espesura de los sueños.



Ay de mí, no la encuentro,

la he perdido.



En medio de la sombra

ella se esconde

acaso si la ves dile que vuelva

pregúntale por qué me ha abandonado.



Catalina Zentner
Setiembre 2009






Esta oración se pronuncia entre los días penitenciales que van desde Rosh Hashaná, (Año Nuevo) hasta Iom Kipur (Día del Perdón). Esta versión la canta Barbra Streissand en base a la música creada especialmente para ella por el compositor polaco Max Janowsky, la melodía ha quedado incorporada a la liturgia. Creo que es muy bella y por eso la comparto con mucho amor.


Traducción de la oración:

Padre nuestro, Rey nuestro agrácianos y respóndenos
porque no tenemos acciones (para pedir a cambio de ellas)
haz con nosotros, haz con nosotros, haz con nosotros caridad y bondad
y sálvanos porque no tenemos acciones (para pedir a cambio de ellas)
haz con nosotros, haz con nosotros, haz con nosotros caridad y bondad
y sálvanos.

lunes, 21 de septiembre de 2009

A una iraní



Saira Liaqat, 26, posa para la cámara mientras sostiene un retrato de sí misma antes de ser quemada en su cada de Lahore. Saira fue casada con un pariente que  la atacó después de pedirla insistentemente que viviera con él, a pesar de que las familias habían acordado que no se iría con él hasta que terminase el colegio. Saira lleva ya 9 operaciones de cirugía estética para intentar recuperarse de sus cicatrices


Sometida, impotente,
esclava de prejuicios
que te cortan un ala
en la más cruel de las mutilaciones:
la que  impide volar
al tabernáculo del conocimiento,
a la contemplación de tus imperfecciones
a las zonas oscuras de tu cuerpo.

Pareciera
que tu dolor no significa
más que un dato estadístico,
una breve mención en los periódicos,
zapping en telediarios,
mientras rosas marchitas
aceleran tu llanto en el olvido.

Día a día
hora tras hora
una mujer se quiebra,
apedreada o ardida.

Y no hay misericordia
que alivie su quebranto.


Catalina Zentner
Buenos Aires, 2009

sábado, 19 de septiembre de 2009

Hoy, siete meses

KOL NIDREI
Los ojos de los feligreses se llenan de lágrimas y toda la sinagoga entra en un clima de profunda emotividad.
¿Por qué ?
Porque Kol Nidrei dice mucho más de lo que su contenido especifico expresa.
Es natural que durante el año el hombre no cuide en materia religiosa sus promesas y prometa más de lo que puede y es capaz de cumplir. Es parte de la debilidad de los hombres decir más de lo que se pude hacer.
Y también es casi razonable que el día de la expiación se pida perdón por todas las expresiones comprometedoras que no supimos cumplir y se las deba anular.
Kol Nidrei no es una plegaria personal sino colectiva , es el pedido de anulación de los votos y promesas de un pueblo, de una comunidad.
Comienza con las siguientes palabras:
"Con el consenso de Dios y con el consenso de la comunidad autorizamos a rezar con los transgresores".

En el siglo X la oración ya existía, y se supone que nació en la judería de Babilonia, con la autoridad de sus jefes espirituales.
Su primera finalidad, en efecto, era redimir al hombre de la culpa por los votos efectuados al Cielo que no pudo cumplir u olvidó.
Pareciera que Kol Nidrei asumió su punto más alto de canonización popular durante los siglos XIV a XVI en los embates de la Inquisición contra la judería española. La mayoría de los hebreos obligados a convertirse al cristianismo seguía interiormente fiel a la ley de Moisés, Kol nidrei se volvió la oración que identificaba a estos judíos llamados "marranos".

Con el paso del tiempo esta oración obtuvo un carácter de afirmación nacional.
En la noche de Iom Kipur judíos privados de su libertad física o de conciencia, encerados en sótanos, en refugios o en guetos , se reunían secretamente para anular aquellos votos de conversión , para quitarles vigencia y para reafirmar su fe y su identidad judía.
Kol Nidrei se convirtió en un himno de identidad.

Aquí les dejo una muestra de la versión instrumental por una niña china de nueve años. La cantada es mucho más emotiva.




martes, 15 de septiembre de 2009

Pasa la vida (Poemas encadenados de Catalina Zentner y Rebeca Montañez)

Pasa la vida,
nos suma arrugas y dolores,
ausencias templanza,
perdones recuerdos,
salvedades culpas
contrición sosiego.


Al borde del camino
pasan las multitudes,
un caballo sin bridas
con un gorrión montado
cruza la carretera,
nadie se ha dado cuenta
que ya no queda margen,
estamos mano a mano
con lo que fue o no pudo ser
sin fluctuaciones.

En medio de un silencio descarnado
acecha la penumbra,
con su ronda implacable
de murciélagos.

Catalina Zentner


La primavera es ahora
agua del recuerdo
umbroso ventanal
de lo inalcanzable
gotas de hastío
coaguladas en la mesa

La primavera es ahora
un túmulo de intenciones
que yacen putrefactas

La primavera es ahora
llovizna que no cesa
distancia en la memoria
muerte sin fin

Rebeca Montañez

viernes, 11 de septiembre de 2009

Voy a bañarme en luz

Photobucket
Voy a bañarme en luz cuando te nombre,
entornarán sus párpados las rosas,
las que plantamos juntos aquel día
rojas como señal de la memoria.


Voy a bañarme en luz,te lo prometo,
me vestiré con pétalos dorados,
encontraré la música perfecta,
y llegarás del inclemente  exilio.


Me empaparé de luz para aguardarte
y viajaremos juntos hacia donde
la inevitable signe nuestro rumbo,
vueltos polvo de luna y melodía.

Catalina Zentner
Buenos Aires, 2009

domingo, 6 de septiembre de 2009

Rescatar la alegría

alegria
 
“Defender la alegría como una bandera
defenderla del rayo y la melancolía”
Mario Benedetti
Rescatar la alegría en cada cosa,
en el acontecer de tiempo y ciertas tardes
de lloviznas ocres y azaleas
irrumpiendo en balcones, atrevidas.
Rescatar de nosotros su fulgor
para encender el fuego del encuentro
la claridad, el revés del tejido,
los secretos ocultos en cristales.
Dibujar mariposas en la niebla,
sentirnos  alas en la espalda,
dormir arrebujados entre plumas
soñadas o inventadas, da lo mismo.
Rescatar la alegría y darse cuenta
del milagro que porta una sonrisa.
Y el regalo es esta joyita interpretada
por Louis Armstrong y Danny Kaye







Con cariño, de Catalina

jueves, 3 de septiembre de 2009

En el camino

Photobucket

Voy hacia el bosque
donde un pájaro aguarda
despertar de los elfos
para cantar endechas en tu nombre.
Voy por el rumbo
señalado en la esquina
donde cayó la estrella
prisionera del ángel que te guarda.
Hasta encontrarte
hollaré los caminos del silencio
intentaré alcanzar algún destello
escribiré mis versos al desnudo.

Catalina Zentner, 2009